miércoles, 14 de febrero de 2007

CARTA DE AMOR


Aunque hablara las lenguas de los hombres y de los ángeles, si no tengo amor, soy como bronce que suena o címbalo que retiñe.

Aunque tuviera el don de profecía, y conociera todos los misterios y toda la ciencia; aunque tuviera plenitud de fe como para trasladar montañas, si no tengo amor, nada soy.

Aunque repartiera todos mis bienes, y entregara mi cuerpo a las llamas, si no tengo amor, nada me aprovecha.

El amor es paciente, es servicial; el amor no es envidioso, no es jactancioso, no se engríe; es decoroso; no busca su interés; no se irrita; no toma en cuenta el mal; no se alegra de la injusticia; se alegra con la verdad.

Todo lo excusa. Todo lo cree. Todo lo espera. Todo lo soporta. El amor no acaba nunca. Desaparecerán las profecías. Cesarán las lenguas. Desaparecerá la ciencia.
Porque parcial es nuestra ciencia y parcial nuestra profecía.

Cuando venga lo perfecto, desaparecerá lo parcial.

Cuando yo era niño, hablaba como niño, pensaba como niño, razonaba como niño. Al hacerme hombre, dejé todas las cosas de niño.

Ahora vemos en un espejo, en enigma. Entonces veremos cara a cara. Ahora conozco de un modo parcial, pero entonces conoceré como soy conocido.

Ahora subsisten la fe, la esperanza y el amor, estas tres. Pero la mayor de todas ellas es el amor.


I Carta de San Pablo a los Corintios

9 comentarios:

yole dijo...

Hoy tienes todo el amor...
en esos latidos que te pueblan.

Besos de hoy.

Mari Carmen dijo...

Amor como expresión de lo mejor que hay en nosotros. Que nos hace inmensos y libres. Amor que hace girar el universo.

Si no hubiera amor en mí, ¿qué me alentaría?

Buenos días, Shiki. Feliz miércoles :)

El detective amaestrado dijo...

Suena ese texto en muchas bodas, sí...

Shikilla dijo...

Sí, y quizás lo olvidamos demasiado pronto, en cualquier caso, qué pocas veces se lleva al pie de la letra.

ANA Y VÍCTOR M. dijo...

El amor es lo más importante en una pareja, tanto que hace que nos compliquemos la existencia formando familias, que luchemos con y por nuestros hijos y es que sin amor serían imposibles de llevar muchas veces.

Besotes.

Jasua dijo...

El amor es lo que nos queda, después de una pérdida, después de una ruptura... y después de la muerte. Gracias al amor, yo sigo adelante, a pesar de haber perdido a uno de mis seres queridos, a pesar de haber sido abandonado por la mujer de mi vida... y sin embargo, sigo amando. Amo a las personas que se han ido, y amo a las que se quedan aquí. Shiki, gracias por enseñarnos que lo que realmente mueve la maquinaria de la vida es el AMOR. Supongo que será lo que te da fuerzas para postear casi a diario y hacerlo con esa calidad que solo tú consigues.
Un besazo enorme y gracias por todo (ya sabes por qué lo digo)

Merce dijo...

Ya que esta casi a punto de terminar el oficial del amor, te deseo que todos los días de tu vida estén llenos de amor...

VICTOR ALFARO dijo...

Sabina dice que el "amor eterno solo dura dos años"... esperemos que sea una mentira, porque yo quiero creer en un amor para toda la vida, un amor pasional, divertido, cómplice... un AMOR con mayúsculas. Un beso Shiki!!

Mariano dijo...

Una anécdota que espero no moleste a nadie. Soy ateo (muy respetuoso, que todo es compatible) y leí esta carta a los corintios en la boda de unos amigos. Me lo pidieron, y por amor a ellos los hice.
El amor lo es todo (o del sale casi todo). Por eso me resulta tan ridículo encerrarlo en un solo día, aunque sean los designios de los grandes almacenes.
Besos y amor para todos.