martes, 2 de septiembre de 2014

VUELTA A CASA






...Y enjuga la mirada una lágrima furtiva.Se fue el sabor salado de la piel y no hay besos de las olas a mis pies. El sol atrapado en los poros será por un tiempo el recuerdo, pero también partirá, partirá como el verano, con una despedida diaria, gota a gota, como el agua con la que mantuve este idilio que aún me conmueve el alma y se desborda en suspiros cuando cierro los ojos. Entonces, aflorará la palidez escondida, y el invierno nos cubrirá de olvido. (Aún me pregunto si los amores de verano pueden durar para siempre...)

No hay comentarios: